En el marco del debate este martes por la prórroga de la Ley de Víctimas en la Comisión Primera del Senado, una proposición sobre los segundos ocupantes de tierras encendió la discusión, pues mientras para algunos son víctimas para otros son despojadores.

Durante la sesión, el director de la Unidad de Víctimas, Ramón Rodríguez, afirmó que “se están cumpliendo las metas para las reparaciones de las víctimas, es necesario responder a las 9 millones de víctimas con la prórroga por 10 años más de la ley”.

Agregó el funcionario que este año “tenemos cerca de $1 billón para indemnizar a las víctimas, y este presupuesto solo está destinado para garantizar la indemnización administrativa”, sin embargo, advirtió que “es necesario encontrar recursos adicionales, buscamos monetizar los bienes entregados por Justicia y Paz, pero nos hacen falta los recursos y bienes fruto del Acuerdo de Paz”.

El senador Eduardo Pacheco, de Colombia Justa Libres, planteó en torno a la restitución de tierras la proposición de un “tratamiento diferenciado para los segundos ocupantes en situación de vulnerabilidad”.

No obstante, el senador Gustavo Petro, de la Colombia Humana, criticó el artículo: ¿Qué pasa si en la Ley de Reparación de Víctimas, en el caso de la restitución de tierras, se elevan como derechos los segundos ocupantes de la tierra de buena fe? Esta es la proposición del pastor Pacheco con apoyo del uribismo a punto de ser votada”.

A las voces de cuestionamientos se sumó la del senador Carlos Lozada, de la Farc: “No se puede aprovechar la prórroga de Ley de Víctimas para legalizar el despojo”.