Congresistas de oposición y la alcaldesa Claudia López hablaron de reformas a la institución.

Un hombre murió luego de recibir descargas eléctricas que le propinó un policía en Bogotá. Autoridades investigan el abuso de los uniformados.

Foto: CityTv

Tras conocerse el caso de un ciudadano que fue inmovilizado por dos uniformados de la Policía y que, en repetidas ocasiones, le aplicaron varias descargas eléctricas con un taser (pistola eléctrica), lo que causó su muerte, desde el Congreso propusieron una reforma de la institución.

Pese a que el hombre, un abogado de 46 años y padre de dos hijos, identificado como Javier Ordóñez, les pedía detenerse y algunos vecinos trataban de intervenir, los dos agentes continuaron.

“Ha llegado la hora de unirnos como ciudadanos, que todos los partidos políticos nos unamos para reformar tajantemente las leyes que regulan el abuso policial en Colombia, no están sirviendo, no están generando ninguna cultura de respeto a los derechos humanos”, indicó el congresista de Alianza Verde Inti Asprilla.

El legislador aseguró que presentarán una reforma al régimen disciplinario de la Policía, para evitar que este tipo de casos sigan ocurriendo en el país.

A las voces que piden reformas se unió la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, quien expresó que presidirá una mesa de Derechos Humanos y Convivencia Distrital para que, en conjunto con la Procuraduría y la Defensoría, “logremos una reforma seria al interior de la Policía, que no puede quedarse en excusas de manzanas aisladas ni anuncios de investigación”.

Lo sucedido con este ciudadano generó indignación en el país, a tal punto que desde todos los sectores políticos, como pocas veces ocurre, hubo unanimidad en el rechazo a este actuar de los dos miembros de la Fuerza Pública.

El senador del Centro Democrático Ernesto Macías manifestó: “Así como defendemos a la Policía, condenamos cualquier abuso de algunos de sus miembros. En el caso repudiable de Bogotá debe haber una profunda investigación”. No obstante, aclaró que en la investigación “no pueden intervenir la alcaldesa ni el Comandante de la Policía Metropolitana, por ser las cabezas”.

El senador de ‘la U’ Roy Barreras pidió, por su parte, la destitución de los dos miembros de la Policía involucrados en estos hechos.